Carta de un abuelo a su nieto adolescente

770

1006464-i_035

 

 

SON LOS CONSEJOS DE UN HOMBRE A SU NIETO DE 15 AÑOS, PERO SI CONSIDERAMOS QUE EL ABUELO ES EL RECIENTEMENTE FALLECIDO ESCRITOR Y FILÓSOFO ITALIANO UMBERTO ECO, SU SIGNIFICADO TRASCIENDE EL ÁMBITO PERSONAL.

 

Hace más de un año, el semanario italiano L’Espresso invitó a una docena de autores a escribir sobre el 2014. Eco decidió entonces escribirle una carta abierta a su nieto: “Quiero hablarte de un mal que ha afectado a tu generación e incluso a los chicos mayores que tú, que están en la universidad: la pérdida de la memoria”.

En el texto, el abuelo explica a su nieto que el cerebro es la mejor de las computadoras, porque cuenta con muchas más conexiones, es una herramienta que siempre llevamos encima y, al contrario que las máquinas, mejora con el uso.

El origen de esta carta se remite al día en que Eco se enfrentó a un video de Youtube, en el que cuatro concursantes de un programa de televisión menores de 35 años desconocían datos básicos del siglo XX. A partir de esta anécdota, el filósofo escribe algunos consejos para aplicar en el mundo tecnológico en el que van a crecer y madurar el adolescente y su generación.

 

aEl amor y el sexo no son como internet lo cuenta

“Parto de la idea de que eres heterosexual. De lo contrario, adapta el consejo a tu caso: mira a las chicas de tu escuela o de donde vayas a jugar, porque son mejores que las que ves en televisión y un día te darán más satisfacciones que las que ves en internet (…). Si yo hubiera descubierto el sexo a través de la computadora, tu padre no hubiera nacido y tú no existirías en absoluto”.

 

gQue internet no te impida aprender

“Es cierto que, si tienes el deseo de saber quién era Carlomagno o dónde está Kuala Lumpur, sólo tienes que pulsar unos botones e internet te lo dirá en el momento. Hazlo cuando lo necesites, pero intenta retener la información para que no tengas que consultar una segunda vez (…). La memoria es un músculo, como los de las piernas, que si no se ejercita se atrofia”.

 

El cerebro es la mejor de las computadoras, y al contrario de las máquinas, mejora con el uso

 

 

eEjercita la memoria

“Cada mañana, memoriza algunos versos o una breve poesía. (…) Y quizá compite con tus amigos por ver quién recuerda mejor. Si la poesía no te gusta, hazlo con alineaciones de equipos de futbol”.

 

sLos pequeños detalles son importantes

“Comprueba si tus amigos recuerdan los que eran los sirvientes de los tres mosqueteros y D’ Artagnan (Grimaud, Bazin, Mosquetón y Planchet). Si no quieres leer Los tres mosqueteros (no sabes lo que te pierdes) hazlo con una historia que hayan leído”.

 

vLo que ocurrió antes de que nacieras cuenta

“Hoy para ir al cine se debe entrar a una hora fija, cuando la película comienza. (…) En mis tiempos se podía entrar en cualquier momento, es decir, incluso a mitad de metraje. Se llegaba mientras estaba ocurriendo algo y se intentaba entender lo que había pasado. La vida es como ver una película en mis tiempos. Llegamos a ella cuando muchas cosas ya han ocurrido, hace siglos o milenios, y es importante saber que lo que ha pasado antes de que naciéramos sirve para entender mejor por qué hoy suceden muchas cosas nuevas”.

Umberto Eco, Alessandria, Piamonte, 1932 – Milán, 2016

Compartir