Espejo de baño inteligente

307

Max Braun, ingeniero de Google, usó un monitor, un espejo traslúcido y un poco de ingenio para construir, sobre el botiquín, una pantalla que le ofrece datos por la mañana, al entrar al baño, como en las películas de ciencia ficción. El espejo recibe información de una minicomputadora que habitualmente sirve para mostrar películas en un televisor convencional, y así el usuario se entera de información básica pero útil, como la hora, el pronóstico del tiempo para el día, las últimas noticias, mientras se rasura, se peina o se lava los dientes.

Compartir